Las 10 principales características de un buen líder

En el diccionario portugués vemos la siguiente definición “ 1 Chefe, guia. 2 Tipo representativo de grupo ”. Lo que está escrito no está mal, sin embargo, todavía no nos muestra la idea completa de lo que realmente es un líder y la importancia y peso que tiene dentro de cualquier corporación. Comprender la figura del líder y conocer su importancia, además de descubrir las principales características de este puesto, que pueden marcar una gran diferencia dentro y fuera del entorno laboral :

¿Qué es ser líder?

Un líder es, literalmente, la persona que dirige a un grupo de personas, ya sea profesional o personalmente [ocio y diversión, por ejemplo]. Cuando hablamos de un líder en el ámbito laboral, las principales características que se esperan de esta persona son: visión, pasión, pensamiento estratégico, habilidades comunicativas, automotivación, capacidad para unir personas, poder personal, congruencia, adaptabilidad, disciplina, resolución, búsqueda. constante por excelencia, capacidad de relacionarse.

Un líder es aquella persona que tiene la capacidad de gestionar personas y equipos con las personalidades más diversas. Además de gestionarlos con el fin de movilizarlos, con el fin de lograr un objetivo común. De manera sencilla, liderar es poder comunicarse con las personas haciéndoles ver su valor y potencial de una manera claramente fuerte, para convencerlos de que crean en sí mismos, que son capaces de ponerse en movimiento, sintiéndose parte de parte importante de todo el proceso.

Una de las principales cualidades de un líder eficaz es saber ganarse el respeto de sus subordinados, a través de la influencia que tienen, no por su posición estratégica dentro de la jerarquía de la empresa, sino por su sensibilidad y sentido de la justicia. Cuando un equipo recibe un trato justo y equitativo, se crea una sensación de seguridad. Lo cual es extremadamente constructivo y un factor de nivelación importante en el entorno laboral.

Pero, después de todo, ¿qué hace un líder?

El líder es responsable de liderar y guiar a un grupo. Depende de él ayudar a su equipo a cumplir los plazos, ser eficaz en el trabajo y motivarlos. Se convierte en una pieza clave para el buen funcionamiento de las actividades, ya que deberá supervisar, monitorear y ayudar a su equipo a completar sus objetivos.

La figura del líder tiene, por naturaleza, una fuerza para inspirar a otros en el entorno. Cuando miramos a una persona con liderazgo, creamos rápidamente una identificación, haciendo que sus actitudes y consejos funcionen más, motivándola a trabajar y lograr el éxito.

Es importante resaltar que un buen líder ya no ejerce esa función rigurosa, convirtiéndose en una persona temida y que oprime a sus empleados y demás compañeros de trabajo. Este perfil perdió espacio, dando lugar a un rol más agregador, motivador y el de un ser que trabaja junto a su equipo hacia el éxito de la empresa.

La principal ventaja es la relación que tienen con su equipo. Al ser capaces de identificar talentos, reconocer debilidades y negativas, son capaces de motivar a su equipo, haciendo que todos realicen sus actividades de manera eficaz. Los líderes son buenos para resolver problemas, ya que generalmente buscan conocimiento y así se convierten en personas más calificadas para los puestos que ocupan.

Es importante resaltar que es incorrecto pensar que el liderazgo llega solo a quienes ocupan puestos prominentes o de mando dentro de una corporación. No es necesario que esté en la cima de la jerarquía para liderar. Un buen líder inspira a las personas que lo rodean independientemente de su función. Podemos ver a alguien sobresalir en un grupo de empleados, en el mismo nivel jerárquico, solo por su postura, motivación y capacidad para hacer que otros compañeros vayan juntos, hacia el éxito de la empresa.

¿Cuáles son las principales características de un líder?

Un líder no llega por casualidad. Tiene un perfil y unas características notables que le hacen una persona / profesional diferente. Vea a continuación las principales características de quienes se destacan en el liderazgo:

1 – Reconoce los límites personales

Un verdadero líder sabe que los miembros de su equipo tienen su propio espacio. Esto significa respetar los límites personales de cada miembro y no ser invasivo con respecto a su privacidad. Es necesario saber trabajar cumpliendo con las expectativas de sus empleados, respetando los límites de cada uno, entre líder y subordinado.

2 – Siempre proporcione comentarios

Para que el “engranaje” del sistema funcione correctamente y se mantenga siempre en movimiento, se deben realizar reuniones periódicas con el equipo. De esta forma, el líder puede ofrecer retroalimentación sobre las actividades realizadas y el desarrollo de cada uno de los profesionales dentro de la empresa. Esta es una de las mejores estrategias para garantizar que el trabajo se mantenga alineado con el ritmo de producción.

3 – Reconocer los méritos

Tanto el tuyo como el de tu equipo. Saber reconocer el buen desempeño de un empleado es parte de la tarea de un buen líder. Es una de las principales herramientas de gestión que garantizan la satisfacción profesional, dejándote motivado y más dispuesto a generar más y mejores resultados.

4 – Saber tomar decisiones

¡Positivo! Los buenos líderes son bien conocidos por saber “apagar incendios”, solucionar esos “pepinos y piñas” que parecen ser el fin del mundo. El punto es que esta es una opinión un tanto equivocada. Eso es porque tu función debería ser exactamente la opuesta. Los verdaderos buenos líderes deben ser tomadores de decisiones y generadores de nuevas ideas que puedan desafiar a los negocios.

5 – Creer y estimular la inteligencia colectiva

Una de las características de un buen líder es comprender y aceptar el hecho de que es posible que no tenga todas las respuestas o que no tome las mejores decisiones. A partir de ahí, podrá ver y utilizar la inteligencia colectiva de su equipo, hablando y desarrollando, juntos, las mejores soluciones en lugar de simplemente elegir una opción que probablemente no será la mejor.

6 – Sepa cómo pedir ayuda cuando la necesite

Muchos líderes creen que pedir ayuda es un signo de debilidad. Bueno, al contrario. Saber pedir ayuda cuando la necesitas es demostrar humanidad, que necesitas a tus empleados tanto como ellos te necesitan a ti. Reconocer sus vulnerabilidades es una de las mejores formas de lograr la innovación y el desarrollo profesional.

7 – Sea un ejemplo para sus seguidores

Así como los padres son el principal ejemplo para sus hijos, un buen líder también sabe ser un ejemplo para sus seguidores. ¿Qué espera de un gerente que nunca llega a tiempo, no entrega sus tareas a tiempo, trata mal a sus empleados, no cumple con sus obligaciones administrativas? Entonces, el líder debe ser la primera persona en demostrar un buen comportamiento, apoyando y fomentando nuevas metodologías o, incluso, abrazando nuevos conceptos. Nunca debes actuar por impulso.

8 – Siempre al día con las novedades del mercado

Incluso si es solo en su área. Es necesario que un líder esté siempre en sintonía con las noticias que rodean su área de especialización. Incluso los gerentes no necesitan convertirse en especialistas expertos en cada nueva tecnología que aparece. Sin embargo, saber cuánta tecnología es una parte crucial de la forma en que vivimos y trabajamos, es esencial que comprenda qué tecnologías tienen el potencial de beneficiar a su organización.

9 – Asume tus responsabilidades

Ya mencionamos que un buen líder necesita ser ejemplo para sus colaboradores, además, esta actitud incluye asumir sus responsabilidades. Tanto en relación a su posición como líder, como profesional en el campo, y como persona. Es necesario que el gerente asuma su rol de frente y trate de disolver los obstáculos que su equipo pueda encontrar más adelante. Cuando un gerente realmente asume el papel de líder, abre nuevos caminos y permite que los miembros de su equipo logren el éxito de manera mucho más rápida y sencilla.

10 – No seas solo un observador

Más que eso, un líder debe estar activo. Desde hace mucho tiempo, existe una diferencia entre gerente y líder. Entonces, lo que podemos esperar para el futuro cercano es que el gerente asuma la posición [y función] de líder dentro de la empresa donde opera. Un gerente no debe ser alguien ubicado en una posición de poder simplemente porque genera más ganancias o porque es mejor “jefazar”. Pero porque tienen actitudes que animan a su equipo, para que sean capaces de generar mejores resultados, tanto para la empresa, como para ellos mismos y también para el propio líder.

¿Cómo lograr el perfil de un buen líder?

Además de perseguir las características mencionadas anteriormente, para convertirse en un buen líder se necesita mucha preparación y disposición. Cualquiera que quiera sobresalir y alcanzar posiciones de liderazgo debe ser resistente, trabajar duro y estar siempre bien preparado para aprovechar una oportunidad como esta. Además, usar la camiseta de la empresa, mostrando que está interesado en el crecimiento interno, puede marcar la diferencia cuando los gerentes buscan una nueva figura para el puesto.

Paralelamente, trabaje en algunos cambios en su comportamiento y actitudes diarias. Perfeccione su comunicación, aumente su motivación y confianza en sí mismo, tenga más sentido del humor en el trabajo, además de una actitud positiva, creatividad y demuestre compromiso y proactividad en sus funciones diarias.

Finalmente, hay un aliado muy importante para lograr un perfil de liderazgo: el Coaching. ¿Sabías que existen cursos con técnicas y herramientas exclusivas para desarrollar un buen líder? Estas formaciones están dirigidas a quienes ya están o aspiran al puesto de protagonismo y liderazgo en un determinado sector, ya sea en el ámbito profesional o personal.

Con el Coaching es posible conocerse mucho más a sí mismo, desarrollar habilidades y competencias y establecer metas, apuntando a los grandes logros de su viaje, así como a la empresa a la que presta servicios.

Entonces, mi consejo es que conozca la capacitación aquí en IBC enfocada en el desarrollo y mejora del liderazgo que existe en usted: Capacitación de entrenadores de líderes – LCT . Es un curso extraordinario, que en poco tiempo tiene el poder de empoderarte, para que te conviertas en el mejor líder que puedas ser, desarrollando características, habilidades y competencias como el autoconocimiento, la autoconfianza, la inteligencia emocional, el enfoque. en lo positivo y en la consecución de resultados, de forma acelerada, la resiliencia, entre muchas otras, imprescindibles para tener un excelente desempeño y contribuir al crecimiento de los profesionales que te rodean y de la empresa en general.